La moderna revolución del video y la moderna video-revolución

El cine es el arte central de nuestra sociedad, y en este sentido ha buscado su desarrollo en un movimiento continuo de integración de nuevas técnicas mecánicas. Es por tanto, no sólo como expresión anecdótica o formal, sino también en su infraestructura material la mejor representación de la actual época en la que se desarrolla.

La sociedad se transmite a sí misma su propia imagen histórica, una historia reducida a la pompa superficial y estática de sus dirigentes;las personas que encarnan la fatalidad exterior de lo que ocurre. El sector de los dirigentes es el mismo que el del espectáculo. El cine les acomoda bien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *